sábado, 19 de febrero de 2011

Felizmente no sufro de ese virus llamado homosexualidad

 

hulkRecuerdo cierta vez en que una tía mía, muy buena persona ella, contaba a mi madre y otros familiares que el actor que hacía de Bruce Banner en la serie de los 70’s Hulk era homosexual. Esta afirmación no nacía de un conocimiento personal sino de que había leído a que esto se debía a las hormonas que le inyectaban para poder ser Hulk.

Con la inocencia de un niño, sumada a la estupidez de una tía capaz de contar una mentira con la veracidad con la que solamente una tía puede contar una mentira ,me quedé pensando en lo terriblemente doloroso que debe haber sido ser pinchado por una aguja cada 20 minutos.

Aparentemente para mis tías lo más terrible es que fuera homosexual ya que gritaban “Nooo, qué pena”, “Pero no puede ser!”, “Lo que hay que hacer ahora para la televisión”, “Sí pues, lo mismo hacen con los pollos, yo lo he visto, por eso solamente le compro a Ciro”.

Ya luego me enteraría que en TV existe la edición, que no todo se filma de corrido, que el actor de Bruce Banner era Bill Bixby que el que hacía del muy molesto Hulk era Lou Ferrigno y de que mi tía sigue siendo igual de estúpida y buena.

No estoy ni a favor ni en contra de los homoxuales, ni de los heterosexuales, ni de los que les gusta ambas cosas, ni de los que no tienen sexo alguno. En el caso de los homosexuales, creo que una forma de no discriminarlos es tratarlos como se trata a los heterosexuales y no con la falsedad de no decirle “vamos por una chela, no seas cabro” porque en su caso si es real. Por otro lado debo aceptar que en cierta forma soy homofóbico. No es conciente, pero con mis amigos hombres siempre usamos palabras como “cabro”, “rosquete”, “marica” para insultarnos. Incluso cuando en el grupo puede haber alguien homosexual.

La homofobia es algo de lo que no podemos escapar, al menos no esta generación, ya que en los grupos de amigos podemos tener apodos masculinamente agresivos como “chino”, “negro”,  “guanaco”, “cholo”, “gringo” (que como en nuestra ideología no es despectivo se cambia por “gringa” para que sea efectivo) pero nadie tiene como apodo “cabro” y es feliz (o se resigna) con él.

Veía a este pobre hombre arrastrado por la policía gritando “no soy un delincuente por ser homosexual!, ser homosexual no es un delito!” y me preguntaba si ese señor tenía permiso para hacer su evento en la Plaza de Armas. Cuando yo estuve en el tristemente recordado Carnaval de Barranco llegaron los policías y la represión también fue brutal. La gente también se quejaba pero no nos lanzaron bombas por ser homosexuales sino por estar en el desmadre en la calle.

En todo caso me parece que ambos actos de represión policial son inaceptables. PERO hay que tomar en cuenta que en este país, y es la verdad, a la policía no se le respeta. Quiero ver que no le hagan caso a los carabineros chilenos a ver qué pasa. Pero como aquí la policía es considerada basura (independientemente de que se lo hayan ganado o no) evidentemente, homosexuales, lesbianas, travestis, defesores de los animales, taxistas, obreros no les van a hacer caso.

- “Váyanse!, no pueden estar aquí”

Esa palabra no nos basta. Haremos protestas, pifiaremos, gritaremos y no será por defender un principio, es por que nos jode que nos saquen de la calle porque la calle es de todos pero eso no es del todo cierto. Estoy seguro que frente a tu casa no quieres a gente, por ejemplo, rascandose el pene. No le hace daño a nadie, ni siquiera lo hacen a otra persona, pero a ti puede resultarte chocante pero, como están en la calle, tienen derecho, no importa que tu hija de 4 años lo vea, no hay que mentirle, los hombres se rascan el pene (y algunas mujeres).

En todo caso me parece que lo que debería hacer el MHOL en lugar de tanto lloriqueo y tanta pelea con Philips Butters por sus contundentes declaraciones deberían sacar un permiso para, en un lugar adecuado, poder besarse y hacer su evento, los que los apoyen iran y los que no no irán y todos felices, pero imponer en un espacio una manifestación de cualquier tipo debería ser desalojada de igual forma por los policías.

No dejan de asombrarme muchos de los defensores de la causa que, en sus textos, dejan bien claro que no tienen ese virus llamado homosexualidad.

“No tengo nada contra los homosexuales….”

“A mi no me molestan los homosexuales…”

“Si bien no soy homosexual y no tengo nada contra ellos…:

Por ejemplo pueden ver el final de este texto

“Porsiaca no es necesario que seas gay, No vayas a pensar que por ir se te chorrea el helado.  Yo soy recontra machin alberto.” el vínculo aquí: http://lamula.pe/2011/02/16/mhol-repite-el-plato-con-besos-de-resistencia/9658

me deja claro que estamos lejos de no discriminar, pero lo más complicado es que ellos mismos se discriminan como si ser homosexual fuera un virus.

Luego de ver, a una amiga estando de pareja con otra mujer durante mucho tiempo, decir “yo no soy lesbiana!”. Ah, pero pobre que discrimines porque te arranca la cabeza.

Luego de ver a un amigo decir “No, no soy homosexual, soy bisexual, o sea me gustan las mujeres”.

Luego de ver a un extraño decir “No, mi pata no es TAN cabro, solamente cuando está borracho”.

Y ver autoridades, actores, gente famosa que se niegan a lo evidente o que hacen de “salir del closet” un evento mediático de tal magnitud que lo que diga Wikileaks es basura en comparación. Está clarísimo que estamos lejos por culpa de los heterosexuales y de los homosexuales también y que ellos mismos se discriminan. Hay que tomar en cuenta también que, en este sociedad, decir lo que eres sexualemente hablando puede definir el resto de tu vida.

Como nota curiosa el personaje de Bruce Banner se llamó en la serie David Banner debido a que…

Fuente Wikipedia.

Como nota curiosa, en la serie, que poco tiene que ver con el cómic, el personaje de Bruce Banner es cambiado por David Banner según Stan Lee el nombre fue cambiado ya que "Bruce" sonaba homosexual[cita requerida].

http://es.wikipedia.org/wiki/Hulk

Y eso hubiera sido terrible para Hulk….